Sus primeras “palmeritas”. Sus primerísimas molestas de bebé. La sobrimadre logró mantenerla quieta los tres minutos que hacían falta para hacerlas 😉
 
coletas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.