Y eso que decían que con el segundo embarazo sucedería mucho antes.

Y eso que la barriga asoma desde más temprano.

Y eso que ya sé cómo son y los puedo distinguir.

Pero no, yo no noto todavía a mi pequeño garbanz@.

Barrigola de 18+1 de garbancito remolón

Recuerdo como si hubiera sucedido hace unos segundos la primera patadita del príncipe. Fue un sábado por la mañana, estaba sentada en el sofá viendo la tele y de repente noté como si un pececillo se hubiera colado en mi tripa. Un aleteo, algo escurridizo que me recordaba que estaba ahí. No tenía ni “whats app” ni ná de ná así que tuve que engancharme al teléfono para contarle a toooooodos lo que me había sucedido.


Me asusté durante un segundo porque no me lo esperaba y se me “olvidaba” que estaba embarazada (de tan buen embarazo que tuve). Pero  en cuanto lo identifiqué como “la patada” casi muero de alegría. Recuerdo como si hubiera sido hoy esa primera sensación que tuve de que alguien me tocara desde dentro.

Y tengo unas ganas locas que se repita, pero mi garbanz@ remolón se hace derrogar.


2 comentarios

  1. Qué recuerdos!!!!! Yo estaba en el coche y casi me da algo cuando sentí que se movía por primera vez. Tanto que me puse a chillar de la emoción. Y mi pareja, que conducía, casi le da un infarto porque no sabía que me pasaba… En fin, son realmente emociones únicas!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.