Chandal sportings o coser cosas que no te gustan.

bolsillo chandal

Tengo que coser un chandal.

Un chandal de varios porque el niño va peladito de pantalones. Odio coser chandals no sé muy bien porqué. Son aburridos y bastante sosunos (por lo menos los que yo coso). Aún así ¡es lo que toca! así que busco y rebusco y selecciono el chandal sporting de la Ottobre design 4/2017.

La tela que utilizo son dos punto afelpados en liso, en azul y rojo, pero… son muy aburridos para los niños. Cero dibujos, cero gracia. Necesita diversión.

Me pongo con el patrón del sporting pero no me pregunten por qué pero no entendía bien las indicaciones a la hora de hacer el bolsillo.

Además:

  1. Me quedo sin hilo en la canilla en mitad de la costura. Acto odioso.
  2. Se parte la aguja. Acto más odioso todavía.
  3. De pronto veo que la tela que estoy usando está cortada accidentalmente y tengo que hacer un requiebro en los bajos para que estén parejos. ¿¿¿En serio???? (hay foto del delito en mi instagram). Acto más que odioso, que lo es, pasa a ser incomprensible.
  4. Me lío con la cintura y tengo que poner una pieza extra para hacerla. ¿¿¿¿pero esto me pasa en serio????? Acto putada con perdón con todas las letras.
  5. Los bolsillos me salen raros, raros, raros. Acto usual en mi persona.
  6. Quiero abandonar esta costura. Acto de flaqueza costuril.
  7. No puedo abandonarla porque es una necesidad real. El niño necesita chandals. Punto pelota. Acto de amor de madre
  8. Como esto siga así cojo la cartera y me voy al centro comercial y prendo fuego a la máquina, la tela y el patrón. Acto irracional.
  9. Puede que por todo esto yo odie coser chandals. Acto deductivo.

Como siempre las aguas vuelven a su cauce y saco a camino el pantaloncillo:

IMG_9484

IMG_9485

IMG_9486

IMG_9487

IMG_9488

Lo apaño de aquella manera y el niño feliz por tener un chandal diferente y especial con cochecitos por las piernas.

Los cochecitos vienen de un retalito bien guardado de la confección de esta camiseta. Hace años que guarda la tela y al fin ha tenido todo eso un sentido. A veces me pregunto por qué guardo trozos de tela que no valen para casi nada más que un aplique. He entretelado el punto y lo que cosido con puntada zig zag.

ATENCIÓN:

He modificado el patrón y la confección del bolsillo porque como digo, no terminaba de aclararme. Al final he tirado por la calle del medio y los he hecho para sobrevivir. Después del primer día de juegos he tenido que darle una puntada para que el hueco sea más pequeño. Literalmente se le daban la vuelta. Así he solucionado el problema. En algunas fotografía puede puede verse lo amplio que era el bolsillo en la primera puesta. Aquí está ya con el apaño. Un pequeño e imperceptible tope cosido a mano:

chandal sporting ottobre

bolsillo chandal

Gran suspiro de madre, modistilla y persona con poca paciente 😉

Ya ves, el patrón que iba a ser de una manera acaba siendo de otra. No te bloquees si la costura sale mal. Calma. Nadie sabe qué idea tenías en principio en la cabeza. Sigue adelante y termina el trabajo. Estará bien. No te frustres si no es lo que esperabas. Improvisa. esa es la palabra clave 😉

 

Patrón: Sporting

Revista: ottobre Design 472017

chandal sporting

Enlazo con menuda inspiración de La Pantigana y con la de Fans de Ottobre. Hay poquitos de estos chandals pero podrás ver más modelos.

 

 

Related posts:

¡No te olvides de dejar tu comentario!

3 Comment

  1. Maldito chándal! Qué sinvivir y qué ganas me daban de ir a comprar unos cuantos jejejejeje Pero la verdad es que has salvado la papeleta muy bien y han quedado genial estos pantalones. No tienes excusa para no hacer otros 😉 Gracias por enlazar. Besos!

  2. Ya tengo uno para reciclar que aunque no me guste coserlos pues es lo que me toca 😉

  3. Carolina says: Responder

    ¡Que risas me he echado con tu post! Me has alegrado la mañana. Yo eso lo he vivido todo, y sí, no pasa nada. ¡Un beso!

Deja un comentario

*