Tejer rebeca de crochet de niña. Mi primera vez

Categorías crochet, General0 comentarios

Tenía ganas. Tenía tantas ganas de tejer al fin una rebeca de crochet. Estaba frita por aprender y al final lo he hecho: he logrado tejer una rebeca de crochet de niña.

Sé que les embarga la misma alegría que a mi y que esto es solo un paso para el hombre pero un gran paso para la humanidad . He de decir  que la primera vez es la más difícil porque como no sabes cómo es pues no sabes si estás haciéndolo bien o mal. No negaré que tuve que deshacer lo avanzado pero la lana, lo maravilloso que tiene, es que si te equivocas deshaces y vuelves a tejer (Si te das cuenta claro… verás al seguir leyendo). No hay tela cortada mal que queda inservible.

No pasa NADA. NA     DA.

La primera manga tuve que rehacerla porque añadía un punto sin darme cuenta. Deshice, me fijé y fin del problema. La otra manga salió a la primera.

hacer rebeca de niña a crochet

ATENCIÓN: Si te fijas hay dos puntos mal en la parte izquierda superior. ¿te puedes creer que lo he visto al editar la fotografía? De todo se aprende. eso lo digo porque ya no la quiero deshacer (buahhhhhh).

Otra cosa genial del crochet es que a medida que tejes puedes probar la pieza y ver si necesita modificaciones. Puedes ver la altura y decidir si continúas o no. Respecto a la costura es muuuucho mas flexible.

crochet

El patrón lo hice siguiendo el mismo esquema que esta la blusa de canesú que me hice este verano.

Ver la blusa de crochet completa y patrón.

 Sí que es cierto que la rebeca en mi cabeza era distinta.

Te explico:

IMG_9441

Aquí no tengo la solapilla para poner lo botones y obligatoriamente me ha quedado con una parte abierta porque realmente no hay tejido sobrante para montar una pieza sobre otra para abotonar.

IMG_9433

IMG_9438

Detalle delantero de la rebeca de crochet:

IMG_9440

Ahora sólo puedo ver los puntos mal colocados. Oh my god. No pienso deshacer.

IMG_9432

Detalle trasero:

IMG_9435

 

IMG_9439

El cierre de la manga quedaba muy ancho así que en la penúltima vuelta cada dos puntos me comía uno. La última vuelta la hice con todos los puntos que quedaron finalmente y para rematar hice un punto bajo. Así he logrado cerrar el ancho de la bocamanga.

IMG_9443

Tiene fallos pero de no crochetear a crochetear una rebeca hay un gran avance. A mí que me quiten lo bailado que yo ya tengo mi primera receba. Estoy segura que este es el comienzo de una larga amistad ;).

La he hecho con una aguja del 5 y he ido probando la medida con el cuello de la niña. A ojo. La semana que viene les muestro una rebeca que he hecho con otra técnica que me ha resultado muchísimo más cómoda y ajustada. Apta para cualquier tipo de hijo y aguja ¿no es genial?

¡No te olvides de dejar tu comentario!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.